atletico grau

Lo que todos los hinchas de Atlético Grau esperan desde hace más de veinte años está más cerca que nunca. Ayer, la empresa española Malkatek, dirigida por Richard Iribarne y José Ramenghi, confirmó su interés en invertir un billetón el club piurano. Eso sí, todo dependerá de la reunión de socios del equipo ‘albo’, que será en cinco días.

Y es que si la junta aprueba convertir al club norteño en sociedad anónima, la transacción se convertiría en una realidad. Y podrían soñar en grande.
“Lo que queremos es volver a posicionar al Grau en el fútbol nacional. Buscamos invertir dinero en infraestructura, divisiones menores, y en las próximas campañas de fútbol, porque Piura merece tener fútbol profesional”, señalaron los empresarios españoles.

Le apuntan a la Segunda

Los ‘albos’ quieren hacer fuerza para que el próximo año sean invitados a participar de la Segunda División. Y es que los representantes de Malkatek dejaron en claro que si Atlético Grau logra jugar en Segunda División, la inversión será aún más grande, de la que destinarían para afrontar la Copa Perú del próximo año.

Algo que les permitiría no solo contratar jugadores extranjeros de gran nivel, al igual que un buen comando técnico. Extranjero también.

“Hemos pensado ya en algunas propuestas. Este es un club que da para mucho más, y queremos hacerlo grande. Esta propuesta es real, y si todo marcha bien, Grau crecerá a pasos agigantados”, añadió Iribarne.

Compartir

No hay comentarios

Dejar una respuesta