Neymar tiene anemia

El Athletic Club, con aspiraciones de entrar en puestos de Liga de Campeones, y un estadio de San Mamés, donde el equipo rojiblanco no conoce la derrota, puso a prueba la capacidad de reacción del líder Barcelona, tras la primera derrota de la ‘era Martino’ en Amsterdam.

 El Barcelona tuvo en su primera visita al nuevo San Mamés una empresa harto complicada: obtener un resultado que le sirva como bálsamo para cerrar una vía de agua que ha generado mucha controversia en el entorno tras perder contra el Ajax.

 Este gran clásico se presentó con muchos alicientes para el conjunto de Ernesto Valverde, que después del empate del Villarreal frente al Málaga acaba la jornada en cuarta posición, tras doblegar a un rival hasta ahora prácticamente inexpugnable.

 A los 70’ perdió Iniesta en una zona peligrosa y el Athletic llegó en superioridad. Ander se la puso a Susaeta y el centro de Susaeta al corazón del área, donde llegaron Toquero y Muniain, lo remató Muniain de primeras a gol. Se adelantó el Athletic ante el Barcelona en San Mamés.

Compartir

No hay comentarios

Dejar una respuesta