klose

El partido caía en la agonía de un tibio empate sin goles, pero a falta de diez minutos Miroslav Klose le dio la victoria a la Lazio.

El alemán se las arregló para marcar un gol de otro partido, totalmente ajeno a lo que había sido el desarrollo y darle al equipo celeste una victoria ante el Inter, que no pudo sumar en su lucha por no alejarse de los que comandan el Calcio.

Sin muchas ideas, el equipo lombardo no hizo méritos para abrir el marcador y seguir acechando a la Juventus y lo terminó pagando caro ante un equipo que tampoco hizo demasiados méritos, pero le bastó el oportunismo de Klose para ganar el partido.

Compartir

No hay comentarios

Dejar una respuesta